Que no te asusten ni la letra ni el sendero de palabras pues, amigo, para la sed de saber, largo trago.
Retorna tanto como quieras que aquí me tendrás manando recuerdos.


domingo, 14 de diciembre de 2014

José García Pradas: ¡Teníamos que perder!

Este hijo de Quincoces de Yuso es un gran olvidado. En la página de la Wiki (la autotitulada nueva enciclopedia del saber mundial) no aparece. Ni en la entrada creada para Quincoces de Yuso. Claro que tampoco aparece Valeriano deLoma-Ossorio, médico carlista del mismo pueblo.



Nació el 10 de Diciembre de 1910. Tras las primeras letras en el pueblo sus padres le pudieron enviar a estudiar Bachillerato a Burgos y a Vitoria. No solo eso sino que pasó a Zaragoza a estudiar la carrera de Derecho que no terminó.

En 1930 reside en Valencia, donde trabaja como oficinista y comienza a introducirse en la política y la literaria. Esto le permitirá conocer a escritores como MaxAub y Martín Civera Martínez. Ideológicamente, rechazó a Lenin y se acercó a la CNT afiliándose a ella con 23 años.



En 1933 trabajó como corresponsal del diario "La Tierra" (30/12/1930-30/03/1935) que abandonaría, según algunos por diferencias ideológicas, otros dicen que después de la suspensión del periódico por las autoridades y, podría llegar a sospecharse, por problemas económicos de su editor Cánovas Cervantes. Esto le pilló ya como redactor de este medio en Madrid. Tras esta caída Trabajaría de albañil.

Formó parte de la Federación Anarquista Ibérica (FAI) en el grupo de MelchorRodríguez y Celedonio Pérez. Esperará hasta febrero de 1936 para darse de altas en la CNT. El golpe de estado le coge en Barcelona de donde parte a Madrid para desarrollar su carrera politico-periodistica.

Alocución radiada de los miembros del recién creado Consejo Nacional de Defensa.
Ministerio de Hacienda. 5 de febrero de 1939. Habla Cipriano Mera.
A su izquierda el coronel Casado. Al fondo García Pradas y Manuel Salgado

En la Villa y Corte se convertirá en un pilar de la CNT castellana: dirige "CNT" y participa en "Castilla" y "Frente Libertario"; su influencia política se nota al ser miembro del "Comité de Defensa del Centro", con Val y Salgado que son el núcleo de la CNT madrileña; combate en Guadalajara y los alrededores de Madrid; Durante estos años escribió muy a favor de la unión con la socialista Unión General de Trabajadores (UGT) y sobre el frentepopulismo antifascista, textos que le aportaron cierto prestigio. En 1938 prologó el libro de Eduardo de Guzmán "Madrid rojo y negro". Colabora en la preparación de la maniobra antiestalinista contra Negrín de marzo de 1939, el llamado Asunto Casado (oponerse a las unidades comunistas que querían continuar la guerra después de la caída de Cataluña).

Parémonos un poco en el periódico CNT, por el cual es recordado. Partió de una idea surgida en el III Congreso de Madrid (1931) siendo un 16 de abril de 1932 cuando en un Pleno Nacional de Regionales decidió que la anarcosindical poseería un órgano de propaganda. El primer número vería la luz el 14 de noviembre de ese mismo año. Llegó a alcanzar los 35.000 ejemplares diarios durante la guerra. Y nuestro hijo de Las Merindades fue su director durante la guerra civil (1936-1939).



Artículo de la revista CRÓNICA
15/05/1938

Su fuga de Madrid, el 28 de Marzo de 1939, se hizo desde un aeródromo de Algete. Un aeroplano oculto en la finca "Soto de Algete" o "Soto heredad de la torre", tras un arroyo que debieron salvar, llevó a García Pradas, Segismundo Casado (Miembro del Consejo Nacional de Defensa) y otros destacados derrotados como Eduardo Val:

"... Cuando nuestros coches subían por el paseo de la Castellana, pequeños grupos obreros se fijaban en los tricolores banderines de mando. Callados, ambiguos, irresolutos, tenían el gesto propio de quien todo lo ha perdido. -Si entonces -me ha dicho Casado en Londres- llega a producirse la menor protesta, yo no salgo de Madrid. ¡Mejor la muerte que el odio de aquel pueblo sin par! Pasando por Chamartín, llegamos a la carretera de Aragón, cubierta de automóviles ligeros y camiones. Riada humana hacia Valencia; torrente de derrotados... Por Barajas fuimos al aeródromo de Algete, y desde allí, Casado y Val hablaron varias veces por teléfono con diversas Unidades. Cuando Mera y Verardini dijeron que ya había empezado la desmovilización ordenada y rápida del cuarto Cuerpo de Ejército, fuimos a tomar el avión que nos llevaría a Valencia. Los soldados del aeródromo formaron militarmente sin orden previa. Casado les habló con voz velada de congoja. Matallana conversó con varios de ellos. Salimos, y a ambos lados del avión, en tierra, quedaba un triste saludo de puños altos... Elevóse el "Douglas" sobre los pardos calveros de aquella Castilla dura y hosca, campamental; quedaba "nuestro" Madrid a la derecha, y a la vista de su abigarrada arquitectura, de sus ásperos sotos de tejados y torres, Salgado, que iba de aquel lado, se echó a llorar; llanto sobre el roto corazón de España, sobre la Meca -perdida- de todos los que sintieron afanes de libertad." ("La Traición de Stalin. Cómo terminó la guerra de España", (Nueva York 1939)



El 30 de Marzo de 1937 llega a Francia, pasando por Marsella, París y Dieppe, para, finalmente, asentarse en Reino Unido. En Londres trabajó de albañil, camarero y luego como redactor de la radio británica BBC y traductor de Shakespeare al castellano. Mantuvo famosas polémicas con Leval, Carbón y Peirats, y críticas muy duras hacia Horacio Martínez Prieto.



Hacia 1950 defendía un anarquismo sin Bakunin y parece que en 1951 se dio de bajar de la CNT. Colaboró en "14ª División", " Ação Direta" (Brasil), "CNT", "Construcción", "Cultura Proletaria" (NY), "España Libre", "Frente Libertario", "Libertad", "Ruta", "Solidaridad Obrera", "Tierra y Libertad", "Umbral", etc.

Radicalizado en el exilio y ferviente anticomunista, romperá con el movimiento anarquista o más concrétamente con la CNT, y escribirá libros como el famoso: "¡Teníamos que perder!" que junto con el de Abad de Santillán "Por qué perdimos la guerra" y las memorias de Mera forman el trío exculpatorio del anarquismo español en guerra. Por lo demás, la producción literario-política deGarcía Pradas fue monumental, incluyendo su afición a los romances.



Escribió obras como: "Balada de Nochebuena", "Con el sudor de apoyo frente", "En el portal de Belén", "El Estado es una clase", "Fabulillas de tablado", "Fray Tomás de San Martín", "Leyenda del Pucará", "Meditaciones Independientes", "Nuestro señor el centauro", "Pasado y presente del movimiento obrero español", "Resuena la Araucana", "Romance del conde Alarcos", "Los rusos Vuelven", "La saeta arbolada de traición", "El terror de Soso Khan", "Tierra de lobos", "Tributo de sangre", "Antifascismo proletario" (1938), "Bandera de libertad" (1938), "Milicias confederales"(1938), "Después de la guerra"(1938), "Frente popular antifascista y alianza obrera revolucionaria" (1938), "La traición de Stalin" (1939), "Cómo terminaste la guerra de España" (1940), "Tres epístolas a Horacio" (1946), "La revolución y el Estado" (1947), "España, colonia de su Ejército" (1947), "La crisis del socialismo" (1947), "Guerra civil" (1947), "Cuatro cartas a Carbó" (1948), "Origen, esencia y fin de la sociedad de clases" (1948), "Rusia y España" (1948), "¿Revolución proletaria?" (1951), "Al pie de la Vera Cruz" (1963), "¡Teníamos que perder!" (1974), etc. En 1978 participó en la película "¿Por qué perdimos la guerra?", de Francisco Galindo y Diego Abad de Santillán.



José García Pradas murió en Londres el 26 de marzo de 1988. No volvió a España.



ABC 1974. Finalista del premio
"Larra. Memorias de la Guerra Civil 1936-1939)" 



Fuentes:

Periódico Crónica (Madrid. 1929).
Periódico El Heraldo de Madrid.
Periódico ABC
Periódico LA VOZ

 
Fotograma del documental "¿Por qué perdimos la guerra?"


4 comentarios:

  1. Mi enhorabuena por tan magnífico trabajo; de verdad, te digo, que es excelente el artículo bibliográfico que has hecho, de García Prada.
    Un abrazo y Felices Fiestas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo primero: Felices fiestas también.

      Luego, siento que las alabanzas son inmerecidas y, ciertamente, se las merecen las fuentes a las que recurro para mis trabajos. Por otro lado, aunque existe información en la red para conocer a don José, sentía que este olvidado perdedor merecía un recuerdo en un blog sobre Las Merindades de Castilla Vieja.

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Oiga, ¿porqué dice Vd. (y otros) CASTILLA VIEJA cuando siempre ha sido (y será) CASTILLA LA VIEJA? ¿o es que se dice also CASTILLA NUEVA? ¡Ay, ay, ay las modas¡
    ¡ A NOI ¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ante todo gracias por su continuada participación en esta bitácora.

      Y ahora al tema. Debo decirle que no es una moda la diferenciación entre Castilla LA Vieja y Castilla Vieja. La primera, como acertadamente usted destaca, es una región dentro de la distribución territorial fijada en el siglo XIX. Por ello no existe Castilla Nueva y sí Castilla la Nueva.

      El otro nombre es usado para identificar una comarca que se extiende por el norte de Burgos (Las Merindades) y zonas aledañas y que se conoce como Castella Vetula o Castilla Vieja. Así figura en el “Becerro de Behetrías” donde se la coloca el ordinal 14. Aparece así definida, por acercarnos en el tiempo, en numerosas obras históricas como por ejemplo “Las Merindades de Castilla Vieja y su Junta General”. (Burgos, 1994) de Rafael Sánchez Domingo.

      En este sentido le recomendaría la lectura de estas entradas que tratas de ese tema:

      http://sietemerindades.blogspot.com.es/2015/09/vizcainos-de-las-merindades-aforados-de.html

      http://sietemerindades.blogspot.com.es/2012/12/villasana-de-mena-provincia-de.html

      E, incluso, la Wikipedia, aunque no soy muy amigo de la misma pero que dispone de sendas referencias a estas palabras:

      https://es.wikipedia.org/wiki/Castella_Vetula

      https://es.wikipedia.org/wiki/Castilla_la_Vieja

      Eliminar

Por favor, tenga usted buena educación. Los comentarios irrespetuosos o insultantes serán eliminados.